lunes, 13 de agosto de 2012

Esunatrampa: Editorial (Iraty)













Una breve historia del blog

Cuando empecé el blog, por allá en el 2009, lo hice porque tenía una idea metida en la cabeza: en Colombia hay gente con MUCHO talento, que no tiene la oportunidad de hacer cosas chéveres porque no existe un nicho que las aprecie. Las expectativas de la gente "creativa" y "exitosa" que había conocido hasta entonces eran estudiar y trabajar para una agencia de publicidad... hasta morirse.

Verán, yo soy un realizador audiovisual, y en aquel momento apenas empezaba mi carrera ¡Quería hacer un nombre a partir del talento que sabía que tenía! Quería que el mundo hiciera silencio para dejarme contar mis historias... Y sabía que -como yo- había otros realizadores, músicos, ilustradores y artistas que sólo necesitábamos una oportunidad: alguien importante que notara la diferencia entre los productos de calidad y el resto. Así íbamos a surgir.

Pero el panorama de ese entonces se presentaba como un gran problema para mi carrera, mi vida y mi felicidad. Existía UNA emisora y UNA revista preocupadas realmente por lo que estaba pasando aquí y en otras latitudes; pero incluso estas estaban comprometidas en sus decisiones editoriales por lo que querían o no pagar sus patrocinadores. Además, cuando sólo existe un medio que nos informe estamos sujetos a la forma de ver el mundo de la persona detrás del medio, lo que necesariamente limita el espectro de información que está dispuesta a proveernos, a la vez de ser la razón principal de que sigamos hablando de "la rosca".

Había visto nacer y morir propuestas creativas diferentes e innovadoras por la falta de un medio que las difundiera. Me daba cuenta que sólo nos llegaba el coletazo de lo que estaba pasando en el resto del mundo, y por eso las bandas y artistas del momento nunca nos visitaban, lo cual se reflejaba directamente en la calidad de nuestros artistas, pues ¿cómo pretender estar a la vanguardia si las opciones a las que teníamos acceso estaban retrasadas en el tiempo?

Me mortificaba día y noche la pregunta: ¿estoy condenado a hacer comerciales para aceites de cocina y videoclips para alguna horrible mutación de Carlos Vives? Esto porque hacer cine colombiano era algo con lo que ni se podía soñar, y ni hablar del resto de expresiones audiovisuales menos conocidas.

Claro, cualquiera con los medios suficientes me podrá preguntar, "¿por qué no te fuíste?". Después de todo, yo no tengo porque ser responsable de lo que pase aquí... ¿no? Pero ese es el punto más grave. Siempre he sabido que si uno no hace nada, pues ¡no pasa nada! Como yo lo veo es: o desocupamos de una vez este país, o nos preocupamos por cambiar las cosas. Y para esto, creo que es necesario mostrar aquello que nadie más muestra, a saber, las propuestas arriesgadas que Coca Cola no va a patrocinar, apoyar lo bueno y denunciar lo malo. Es decir: construir cultura.

Entonces nació Es Una Trampa. Y se llamó así porque la reconocida frase del admirante Akhbar encapsulaba todo lo anterior. Era al mismo tiempo un grito de denuncia y un mensaje de batalla encodeado para todos los nerds. No soy nadie famoso y la gente no tenía porque leerme, pero hablaba de las cosas que no encontraba en ningún lado y eso fue lentamente construyendo un público pequeño pero fiel, que volvía... de vez en cuando.

Luego de algún tiempo me di cuenta de que si yo era el único autor, mi anárquica publicación iba a sufrir de los mismos vicios que tanto criticaba. Yo no tengo toda la verdad, y mi bagaje cultural está limitado por aquello a lo que tengo acceso. Se me ocurrió entonces abrir una convocatoria de autores: el que quisiera escribir en el blog podía hacerlo, mientras que él mismo sintiera que aquello que publicaba servía para abrir el panorama cultural de alguien más. Para mi sorpresa, varias personas (hoy grandes amigos) ofrecieron su tiempo y su mejor voluntad para compartir. Fue ese el momento cuando Es Una Trampa realmente comenzó: cuando diferentes universos lograron, por encima de sus prejuicios, compartir para un fin común.

Hoy llevamos 3 años y podemos decir que desde entonces, en la escena cultural de nuestro país... ¡NADA HA CAMBIADO!

...

Efectivamente hago comerciales para aceites de cocina y videoclips para terribles clones de Carlos Vives; UNA emisora y UNA revista siguen estando a cargo de la información cultural a la que la mayor cantidad del público tiene acceso; las agencias de publicidad se llenan de talentos que no quieren morirse de hambre explorando cualquier otra opción; los proyectos creativos no tienen proyección más allá de la pequeña rosca en que se mueven. Todo sigue siendo una trampa.

¡Y precisamente por eso creo que somos más relevantes que nunca!

Nadie dijo que iba a ser fácil, nadie dijo que iba a ser rápido, o cómodo, o glamoroso, o entretenido. ¡Eso es precisamente contra lo que estamos luchando!

Pero ya no tenemos tanta paciencia, eso es lo que ha cambiado.

Es por eso que el blog sufrirá un relanzamiento en los próximos meses. Un relanzamiento que implica un cambio de imagen, una frecuencia clara en sus nuevas secciones, un compromiso serio con la escena cultural emergente, una mejor calidad informativa en los contenidos publicados, así como una opinión personal de cada uno de nuestros autores que invite al debate y a la construcción entre todos, de algo que finalmente sea diferente. Todo esto porque creo que esta es la época para estar de mal genio, y creo que estarlo es el primer paso para que las cosas cambien.

Amigos autores y apreciados lectores: no los voy a engañar, ahora va a ser mucho más difícil.

¡Es una trampa! Pero espero que estén dispuestos a enfrentarla conmigo.

5 comentarios:

rickiwarrior dijo...

YOU CAN COUNT ME IN !

LaJuanjita dijo...

Yo quierooooo! Aquí sigo, desde lejos, pero le hago!

LaJuanjita dijo...

Yo quierooooo! Aquí sigo, desde lejos, pero le hago!

Camilo Monc dijo...

Apoyo la idea. Estoy atento a lo que pueda suceder.

John Blair dijo...

Genial... !!! me agrada el blog y me gusta lo que hacen :) un abrazo. :)

Publicar un comentario

 

Suscríbete al Feed