viernes, 12 de abril de 2013

The Cure: ¿Acaso la visita musical más esperada desde los ochenta?

Hoy viernes tenemos un invitado especial:  Artículo por José Enrique Plata (@owai)



Bajo el número de catálogo 839353-1, la compañía holandesa Phillips publicó en Colombia el disco Disintegration de la banda británica The Cure. Uno de los discos más representativos de esta agrupación,  del cual se recuerdan canciones como Love Song, Fascination Street, Pictures of you y Lullaby. El vinilo de aquella época (1989) se cotiza en los mercados internacionales de coleccionistas entre 40 y 60 dólares, dependiendo del estado en el que se encuentre. Nada mal para toda una rareza sonora que entra a la historia como aquel disco que en Colombia solo tuvo portada a color; porque la contraportada se hizo con tinta azul (para ahorrar costos). Un disco que lleva años guardado en algunos anaqueles, pero que sigue vigente como desde su lanzamiento.

Ahora que la banda visita por primera vez nuestro país, es bueno repasar su historia musical para así comprender qué hay detrás de la mente de un adolescente, un hombre y un músico cuya "siniestralidad alegre", no es más que una manera de darle al mundo canciones y discos que se alejan de modas, estilos y tendencias y que desde los setenta hasta ahora, siguen estando en los recuerdos de tres generaciones de personas.



Robert, de admirador de Bowie a invitado de Bowie

Robert Smith nace el  21 de abril de 1959 en  Blackpool, Inglaterra. El tercero de cuatro hermanos, decide fundar una banda juvenil con su hermana y hermano, para pasar el tiempo. Corrían los tempranos setenta y en la mente de Smith pasaban las canciones de Jimi Hendrix y David Bowie; el tiempo en el que además los sueños e ideales hippies habían ya cedido su espacio a la crisis del mundo adulto. Las nuevas generaciones europeas buscaban su lugar en el mundo a través de las artes por medio de la independencia; buscando la autogestión y el no estar dentro de las estructuras corporativas.

Nace así Malice, un grupo con dos amigos más: Lawrence Tolhurst y Michael Dempsey. Tras unas presentaciones locales, entra otro amigo: Porl Thompson. Ya en el temprano 1977, la banda cambia de nombre a Easy Cure y justo cae en el año en el que el punk explota. Pero el punk no es del todo un interés para la banda. Si bien tienen canciones rápidas, cortas y directas; no hay una crítica social ni una denuncia del “sistema”. El imaginario sonoro de The Cure se nutre ahora de Albert Camus, el existencialismo, la imagen y el sonido del gran camaleón del rock (David Bowie).

Empezaría a gestarse así una banda que heredaba de Bowie el glam, la postura estética del brillo, pero el toque “Cure” venía dado por lo lúgubre, lo negro y opaco. Coincidía esto con la presencia de una llamada escena gótica de comienzos de los ochenta, pero Smith ha repetido en distintas ocasiones que la banda no es algo que le gusta ver ligada a una categoría musical como lo puede ser esta. Así como dentro de su repertorio hay canciones densas y con temáticas tristes, existen también canciones extremadamente felices, amorosas y animadas dentro de su repertorio.


Luego de un primer disco llamado Three Imaginary Boys, publicado en 1979, The Cure ingresaba a la década más prolífica de su existencia. Entre 1980 y 1989, se publicaron  7 discos: 17 Seconds (1980), Faith (1981), Pornography (1982), The Top (1984), The Head on the Door (1985), Kiss me, kiss me, kiss, kiss me (1987) y Disintegration (1989). Si a esto le sumanos recopilatorios, sencillos, discos en vivo y lados B, The Cure dejó un legado de más de ochenta canciones que a la par crecieron con la industria musical de aquella década. 


The Cure fue publicado en vinilo, casete y disco compacto. Tuvo videos que rotaron en el naciente canal Mtv (cabe recalcar su trabajo con el director Tim Pope, quien ha dirigido más de 20 videos de la banda). Robert Smith se dio el lujo de tener a The Cure como dúo, trío, cuarteto, quinteto y hasta sexteto en los ochenta. La historia de aquella década se escribió con canciones como A Forest, Let´s go to Bed, The Walk, In Between Days, Just Like Heaven o Hot, Hot, Hot! Las giras los llevaron por Europa, América y Asia. A esto, por igual le sumamos la presencia de su líder dentro de Siouxsie and the Banshees como guitarrista y la publicación de un proyecto llamado The Glove con un único disco titulado “Blue Sunshine” (1983).

Justo la entrada a los noventa se da con la publicación de un recopilatorio de remezclas llamado Mixed Up. Un jugada maestra para la época en la que el house se apoderaba del mundo y cuando se empezaba a hablar del rock alternativo.

Ya la banda llevaba así más de doce años existiendo y una nueva generación se enfrentaba a un legado y esperaba una nueva historia. Cuando la etiqueta de rock alternativo busca clasificar todo aquello que es “raro, independiente y diferente”, The Cure publica Wish (1992). De allí, el mundo bien se nutre de una banda que con su canción Friday I´m in Love, le da un nuevo aire al amor. Con The 13th (1996), la banda cumple su ciclo de la década, porque vendrían recopilatorios y registros en VHS y DVD que lograrían complacer a quienes se los perdieron en los ochenta.

Pero una noche inolvidable para Smith en si, fue la invitación a participar en los 50 años de David Bowie el 8 de enero de 1997. En aquella ocasión, el homenaje a la trayectoria, encuentra a un influenciador estético con su influencia, que a su vez, ya son dos influencias indudables. Bowie había influenciado a Smith con sus personajes; Smith si bien no había propuesto algún tipo de figura o personaje, ya había hecho lo suyo. Antes de los hard rockers de los ochenta y noventa que habían acogido el uso de labiales y ropa negra, los peinados con laca y los copetes altos, Smith había dado su lección cosmética por más de quince años. 


Smith, el eterno sombrío enigmático

Cumpliendo más de veinte años de estar tocando y enfrentándose a un nuevo medio (internet), The Cure se mantiene ofreciendo lo que mejor sabe hacer: canciones y discos para no sentirse dentro de lo masivo. Así como cumplió ofreciendo discos en las anteriores décadas, en los nuevos 2000, presentó Bloodflowers (2000), The Cure (2004) y 4:13 Dream (2008). Tras otras revisiones  de su obra y la presencia de Smith en canciones de otros artistas y la recopilación de sus lados B bajo el nombre de Join the Dots (2004), la década permitió tener una banda tan sobreviviente como renovada.

No en vano,  en su gira llamada Curiosa (julio - agosto 2004 en norteamérica), se invitó a artistas y bandas como: Interpol, Muse, Mogwai, Interpol, Melissa auf Der Maur, entre otros a tocar ante una nueva generación de seguidores. Veintisiete millones de discos después, The Cure sigue siendo influencia y referencia y un Robert Smith que aún luce su pelo revuelto y usa pintalabios, estará listo para presentar un repertorio de tres horas, donde el pasado, el presente y por qué no el futuro sonoro de su propuesta, están listos para dejar su legado en Colombia.


The Cure, recuerdos colombianos

- De los trece discos en estudio, se han publicado algunos títulos como: Disintegration, Wish, Bloodflowers o 4:13. Recopilatorios como Standing on a Beach y Singles engrosan el listado. Una lista discreta si se compara con las publicaciones en otros países. 

- En 1999, apareció el disco tributo latinoamericano ¿Por qué no puedo ser tu? en el que la contribución colombiana corrió por parte de Estados Alterados y su versión de A forest (El Bosque).

- También hacia finales de los 90, se preparaba un tributo a la banda por parte de agrupaciones de Bogotá, Cali y otras ciudades. Desafortunadamente, esta publicación no se concretó.

- La banda caleña Superlitio interpretó Boys don´t cry como parte de su participación en Acústicos Radiónica (2010)

Cinco colaboraciones de Robert Smith con otros artistas

1. Guitarrista de Siouxsie and the Banshees (1979 y 1983 - 1984)

2. Productor del sencillo I want to be a tree del director de videos
Tim Pope (1984)

3.. Vocalista invitado en la canción Believe de Earl Slick (2003)

4. Vocalista invitado en la canción All of This de Blink 182 (2003)

5.  Voz en el tema Not in love de Crystal Castles (2010)

Cinco versiones de canciones de The Cure para todos los gustos

1. Kumbia Queers (Argentina - México, 2007): Cumbia Dark (Love Song) (Del disco Disintegration, 1989)

2. Nouvelle Vague (Francia, 2004): A Forest (De1 disco 17 Seconds, 1980)

3. The Smashing Pumpkins (Estados Unidos, 1995): A night like this (Del disco The head on the Door, 1985)

4. Deftones (Estados Unidos, 2005): If only tonight we could sleep (Del disco Kiss me, kiss me, kiss me, 1987)

5. Tricky (Inglaterra, 2003): The Lovecats (Del disco The Top, 1984)

3 comentarios:

Anónimo dijo...

excelente reseña,Smith sorprende y nos da 3 horas de show increible,muero por estar en Bogota cuando se presenten alla!

Anónimo dijo...

The tіme when Һe finally does call, make sure you ɑre equipped with riɡht information on what to
do or say and exaϲtly how to deal witɦ the conveгsatiоn arе two important aspect of
getting back youг ex boyfrіend into a ɦealthy rеlationship wіth your lover.
You have to give ƴour ex time to miss you and time
to sort out what they are cuгrently feeling toward
you. Are thеre areas where a CMS wіll help you clear certain hurdles.


Heгe is my homepage; text your ex back pdf

Anónimo dijo...

You may be interestеd in knowing straight fօrward
answers tߋ eat for lean muѕcles. Milk will be a top up drink ƅesidеs
your food intake. Perhaps one of the most alarming repercussions of over-training is it's negative impact on the immսne system-yoս're ƅodies first defense
against harmful viruses and bacteria.

Also visit my web page ben pakulski mi40 review

Publicar un comentario

 

Suscríbete al Feed